Flequillo: Como Hacerlo

flequillo: como hacerloTanto en materia de estilo como de pelo hay looks que no pasan de moda. ¿En cabeza de lista? El flequillo, por supuesto. Corto, recto, desmechado o espeso, adopta diversas formas y sienta bien a casi todas las caras. ¿Dudas en dar el paso?

Para gustos, flequillos. Sin embargo, no todos los flequillos no son aptos para todos los rostros. Así que antes de dar el paso, tómate tu tiempo para elegir el estilo que mejor se adapte a la forma de tu cara.

¿Qué flequillo le sienta bien a tu cara?

Si es redonda:
Apuesta por un flequillo recto o corto. Este les va muy bien a las caras redondas y gorditas, porque permite estructurar el rostro y ofrece un toque mono que aporta encanto y carácter a las caras redondas.

Si es cuadrada o triangular:
Elige un flequillo desmechado o un poco largo. Estos flequillos son ideales si se tiene la parte inferior del rostro muy cuadrada. Gracias a su movimiento y por ser más aireados, suavizan el rostro.

Si es alargada:
Elije un flequillo asimétrico, porque es el que mejor se adapta a este tipo de rostro. Ayuda a romper la longitud y da estilo. El otro tipo de flequillos haría más evidente esta particularidad pero sin realzarla positivamente como lo hace este corte.

Si tu cabello es grueso:
El flequillo espeso está hecho para ti, este flequillo pone en valor la naturaleza del cabello y es muy fácil de peinar. Por el contrario, si la cara es rectangular no es aconsejable, porque la haría muy pesada.

¡Cuidado! Si tienes una frente pequeña o un remolino es mejor que te abstengas. El flequillo sobre una frente estrecha hundiría la cara y no tendría el efecto deseado. Respecto del remolino, a menos que seas una maestra del brushing, tendrás que acudir al peluquero para que lo domine y ni siquiera así el resultado sería el ideal.

Córtate el flequillo tú misma

Cortarse el flequillo en casa parece tan sencillo como un juego de niños. Sin embargo, los fallos son comunes. Contrariamente a lo que se cree, para conseguir un flequillo bonito no basta con cortarlo en línea recta.

Instrucciones:

1.- Comienza por definir el espesor. Lo ideal para el pelo largo es atar el cabello y dejar suelta solo el mechón de pelo destinada al flequillo. Si el pelo es corto, se usa la misma técnica solo que sujetándolo con pinzas.

2.- Para cortar el flequillo correctamente, Basándose en el alineamiento de la nariz, o sea la mitad de la frente, se coge el flequillo en todo su espesor y se corta en vertical para definir la punta. Si tienes el pelo rizado, ten cuidado con no cortarte el flequillo demasiado corto y piensa que cuando retome su forma se va a acortar. La referencia en este caso es la punta de la nariz.

3.- Ya está, ya tienes flequillo. Para mejorar el resultado, coge el flequillo en todo su espesor y llevarlo al lado derecho, desfilarlo un poco y repetir la operación del izquierdo. Con esta técnica se obtiene un flequillo ligeramente curvado hacia dentro, muy natural y con mucho movimiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.